Científicos logran transferir los recuerdos de un ser vivo a otro; el futuro nos alcanzó

Los avances de la ciencia son cada vez más sorprendentes y en esta ocasión, aunque no lo podamos creer, han conseguido -por primera vez- transferir la memori a de un ser vivo a otro.

Un camarilla de científicos de Estados Unidos realizó la correr, y han ampliado el camino de preguntas como: ¿podremos cambiar de cuerpo en el futuro?

El equipo, dirigido por el estudiado David Glanzman, de la Universidad de California, publicó un artículo en la revista eNeuro, en el que explica cómo fue posible realizar el tentativa.

Para transigir a punta la investigación utilizaron caracoles marinos de la especie Aplysia californica, y entrenaron a algunos de ellos para que realizaran funciones específicas para defenderse cuando se les aplicaba una suave descarga eléctrica, mientras que otro clan de caracoles no fueron entrenados para ello.

Caracol

A posteriori de que el entrenamiento se había convertido en parte de los caracoles, procedieron a sacrificarlos para extraer los ganglios abdominales, con la finalidad de obtener el ADN de las muestras y las inyectaron en el otro camarilla de caracoles, que desconocían el intención de las descargas eléctricas.

Los caracoles con el nuevo ADN, y sin entrenamiento previo, fueron puestos a prueba con las descargas y, efectivamente, mostraron la misma conducta delante la incitación eléctrica.

Gary

Este experimentación se ha mezclado a poco que se conoce como “Engrama”, una palabra utilizada en la ciencia para referirse a poco que se sabe que existe, pero es difícil estudiarlo o conocer sus funciones y naturaleza.

Cerebro

En este caso, los científicos llaman engrama a la estructura cerebral que almacena físicamente la memoria a prolongado plazo, como si se tratara de una dispositivo de almacenamiento parecida a una memoria usb, solo que en este caso nadie ha descubierto en dónde se encuentra.

Los neurocientíficos apuestan a que la memoria está codificada en las interfaces funcionales en las que las neuronas intercambian señales químicas y eléctricas, pero no es una certeza.

Brain

Sin secuestro, este experimentación y algunos otros con caracoles apuntan a que en sinceridad la memoria está en el interior de las propias neuronas, lo cual dice que probablemente el ADN sea el principal responsable de la formación de la memoria.

Carl

Glanzman y su equipo de científicos señalan en su estudio que su tentativa ha creado nuevas incógnitas, acercándose cada vez más a las respuestas.

Anuncios
tormenta geomagnética (horizontal-x3)
Una tormenta geomagnética de categoría G4 provocó una amplia exhibición de auroras que fueron visibles en parte de EE.UU. y Europa. Sucedió en agosto del 2011. (NASA)

Desde enfrentar los problemas causados por el cambio climático, pasado por la caída de meteoritos y hasta llegar a un posible impacto por un gigantesco asteroide, la Tierra vive bajo una amenaza constante que parece no tener fin.

A este listado se suma una amenaza que, de acuerdo a los expertos, no es menor, ya que nuestro planeta recibirá una tormenta magnética de primer nivel para fines de junio, según informó el Laboratorio de Astronomía de Rayos-X del Sol del Instituto de Física Lébedev de Rusia.

De acuerdo con el índice geomagnético K, que se dedica a cuantificar todas las alteraciones en el componente horizontal del campo magnético terrestre mediante un número entero en el rango de 0 a 9, donde 1 representa  un periodo de calma y 9 una tormenta geomagnética muy severa, el fenómeno que espera la Tierra es de nivel 5.

Las tormentas magnéticas se producen cuando el plasma expulsado por el Sol “golpea” la magnetosfera del planeta. Las partículas cargadas causan perturbaciones geomagnéticas, lo que puede provocar el mal funcionamiento de dispositivos electrónicos, interrupciones en la comunicación por radio y en las redes eléctricas.

Para conocer exactamente la dimensión de una tormenta magnética, los astrónomos envían sondas espaciales a varios miles de millas de la Tierra para recibir los datos de la intensidad que se avecina, lamentablemente, por el momento, esta información se obtiene como máximo una hora antes de que la actividad alcance nuestro planeta.

El reporte señala que para este mes de junio el promedio de incidencia magnética es de aproximadamente 2, que son aquellas tormentas que pueden conducir a fluctuaciones en los sistemas de energía y también la operación de los miles de satélites que orbitan la  Tierra.

Hasta el momento, los avances científicos no pueden establecer a ciencia cierta si el impacto de una tormenta magnética puede ocasionar efectos negativos en el ser humano, aunque no existe reporte documentado de algún daño en las personas.

Los siete científicos que ganaron el Premio Kavli por sus aportes a la humanidad

La semana pasada se entregó el premio Kavli, otorgado a los científicos que son pioneros en sus campos de conocimiento y que trabajan por el bienestar de la humanidad. Se entregaron galardones a los avances más significativos en Astrofísica, Nanotecnología y Neurociencia.

De izquierda a derecha: Ewine van Dishoeck (astrofísica); Emmanuelle Charpentier, Jennifer A. Doudna y Virginijus Šikšnys (nanociencia) y James Hudspeth, Robert Fettiplace y Christine Petit (neurociencia).Fundación Kavli

La Academia Noruega de Ciencias y Letras anunció la semana pasada a los ganadores de los Premios Kavli 2018.

Dado en los campos de la astrofísica, la nanociencia y la neurociencia, los premios de este año honran a los científicos que estudiaron moléculas en el espacio e iluminaron el ciclo de vida de las estrellas y planetas, desarrollaron una herramienta para editar con precisión el ADN y desbloquearon la neurociencia subyacente al oído humano.

Dar luz acerca del origen de las estrellas, los planetas y la vida.

El premio Kavli en Astrofísica se otorgó a Ewine van Dishoeck (Países Bajos), por sus contribuciones al campo de la astroquímica y la astrobiología.

A través de estudios observacionales, usando telescopios en la Tiera y en órbita, la astrofísica descubrió el “rastro de agua” que mide el vapor de agua en nubes densas y estrellas jóvenes. “Esto nos ayuda a comprender los mecanismos de formación de moléculas cruciales para la vida tal como la conocemos, estructuras importantes dentro de los anillos de polvo y gas que rodean a las estrellas jóvenes, el lugar de nacimiento de los planetas y los cometas”, dijo el jurado al entregar el premio.

Van Dishoeck es profesora de astrofísica molecular en la Universidad de Leiden y además de esta investigación, hizo parte del comité científico que creó el Atacama Large Millimeter / submillimeter Array (ALMA) en Chile, una colección de 66 platos o espejos que se conectan para funcionar como un solo telescopio con un diámetro de 10 kilómetros.

Un bisturí para revelar el genoma humano

El premio Kavli en Nanociencia fue otorgado a Emmanuelle Charpentier (Francia), Jennifer Doudna (Estados Unidos) y Virginijus Šikšnys (Lituania). Ellas inventaron el CRISPR-Cas9, una nanoherramienta revolucionaria para editar ADN que ya está abriendo caminos en el campo de la medicina, la biología e incluso la agricultura.

La herramienta permite identificar secuencias específica del genoma y editarlo.Esta revolución tecnológica se logró al combinar el CRISPR, (Clustered Regularly Interspaced Short Palindromic Repeats), un elemento del sistema inmunológico de las bacterias, con la proteína Cas9 para editar ADN. El descubrimiento no solo le ha prendido el bombillo a médicos e ingenieros agrónomos, también ha despertado un debate ético sobre cómo usar la nueva herramienta.

Desentrañar el sentido del oído

El premio Kavli en Neurociencia fue otorgado a James Hudspeth (Estados Unidos), Robert Fettiplace (Reino Unido), y Christine Petit (Francia), por sus descubrimientos científicos en los mecanismos moleculares y neuronales de la audición. Los galardonados desentrañaron los mecanismos mediante los cuales las células ciliadas en el oído interno transforman el sonido en señales eléctricas que el cerebro puede descifrar, y así mismo, contribuir a tratamientos para la sordera hereditaria y adquirida. (Lea también: El piano inverso del oído humano)

“La investigación de Hudspeth ha proporcionado gran parte del marco para la comprensión de cómo el sonido se convierte en señales neuronales a través de las células ciliadas y sus canales iónicos. Fettiplace mostró que cada célula capilar en la cóclea del oído interno es sensible a un rango específico de frecuencias de sonido y descubrió la base mecánica de esto. Al explorar la genética de la sordera hereditaria, Christine Petit ha fomentado nuestra comprensión de la biología de las células capilares y el diagnóstico y asesoramiento de la sordera. En conjunto, el trabajo de estos galardonados ha desentrañado el sentido del oído”, dice la Fundación Kavli, quien entrega el premio junto con la Academia Noruega de Ciencias.

“Estos galardonados representan una ciencia verdaderamente pionera, el tipo de ciencia que beneficiará a la humanidad de una manera profunda. Inspirarán a las generaciones actuales y futuras a continuar buscando respuestas a algunas de las preguntas más difíciles de nuestro tiempo. A través de su arduo trabajo, dedicación e innovación, han fortalecido nuestra comprensión de la existencia”, dice Ole M. Sejersted, presidente de la Academia Noruega de Ciencias y Letras, en un comunicado oficial.

El Premio consiste en una medalla de oro y un premio en efectivo de USD $ 1 millón por cada campo.

Cómo las algas pueden ser arma para combatir el cambio climático

Los científicos que esperan alcanzar el objetivo del acuerdo climático de París, que busca limitar el aumento de la temperatura global a menos de dos grados Celsius, creen que podrían tener una solución: las microalgas marinas.

Estos organismos unicelulares de crecimiento rápido no sólo proporcionan biomasa para combustibles neutros en carbono, sino que también pueden proporcionar alimentos para animales y suplementos proteínicos de alta calidad para población humana.

Las algas absorben dióxido de carbono atmosférico, pueden sobrevivir en agua salada y en aguas residuales, ahorrando recursos de agua dulce para las necesidades humanas. Se les puede cultivar en charcos poco profundos construidos y mantenidos en regiones libres de tierra cultivable, necesitan poco fertilizante y no requieren pesticidas.

Al igual que el maíz, la caña de azúcar y el sorgo, las microalgas se pueden convertir en biocombustibles casi carbono-neutral, lo que significa que agrega poco carbono adicional a la atmósfera.

Una empresa estadounidense de biotecnología ya produce combustibles diésel a base de algas, que se pueden usar en automóviles, camiones y buques; además fabrica un combustible para aviones que, según el sitio web de la compañía, promete un mayor alcance, menos emisiones y un menor costo de mantenimiento que los combustibles convencionales.

Esto es significativo porque el combustible para aviones sigue siendo una gran fuente de contaminación de carbono. Pronto, las algas podrían ser lo suficientemente baratas como para competir con los combustibles fósiles. La empresa Boeing está trabajando actualmente con aerolíneas japonesas y el gobierno japonés, para proporcionar vuelos impulsados con combustible de algas para los Juegos Olímpicos de 2020 en Tokio.

Pero las algas también pueden alimentar a animales y personas. Una vez que los aceites necesarios para producir biocombustible se extraen de las microalgas, el remanente es un subproducto rico en proteínas y carbohidratos.

Esa sustancia puede secarse y convertirse en alimento para el ganado, pollos, cerdos y otros animales, reemplazando a la soja como fuente de proteínas. Esto aliviará la demanda de tierra cultivable, que es crucial, especialmente cuando se espera que en las próximas décadas, la población mundial alcance los 9 mil millones de personas, justo cuando el cambio climático afectará notablemente las regiones de cultivo fértiles.

Pero los humanos también podrían beneficiarse de convertir a las algas en un suplemento proteico. Del mismo modo, el componente oleoso de las algas utilizadas para elabora los biocombustibles, puede convertirse en un sustituto de la mantequilla, el aceite y hasta las yemas de huevo.

Gracias en parte al alto contenido de proteínas de las algas, 1 hectárea de estanques de algas puede generar 27 veces más proteína que una hectárea de soja. Y la proteína de las algas es más nutritiva, ya que contiene vitaminas y minerales además de todos los aminoácidos esenciales.

Los humanos han cosechado plantas desde los albores de la civilización. Las algas representan una nueva frontera, y los científicos y productores aún están experimentando para conseguir la mejor manera de cultivar, cosechar y procesar algas a escalas industriales.

La industria del turismo es responsable del 8% de las emisiones de carbono del mundo

Pero cultivar algas nunca ha sido fácil. A pesar de la reputación de las algas como hierba de proliferación rápida, todavía se necesita mucha electricidad e ingenio para producir grandes cantidades de manera confiable.

Una vez que los productores superan los desafíos tecnológicos de las algas en crecimiento, podría ser un cambio de juego para todo, desde comida hasta combustible, dando un nuevo significado al término “ir verde”.

El futuro del WiFi gracias a los avances en la tecnología Láser

Resultado de imagen de El futuro del WiFi gracias a los avances en la tecnología Láser

Un nuevo cambio de paradigma en la forma de cómo se operan los láser puede convertirse en el futuro del WiFi.

El cada vez mayor tráfico a través de redes WiFi y móvil, con un incremento exponencial en los últimos años, está llevando a un cuello de botella tecnológico ante la imposibilidad de aumentar la capacidad de las actuales redes inalámbricas. La llegada del 5G puede aliviar un poco este problema pero no es una solución a largo plazo.  Es por ello que las actuales investigaciones se están centrado en las frecuencias de terahercios, ya que permiten que los datos puedan moverse a velocidades cientos de veces más rápidas que las actuales tecnología inalámbricas.

En 2017, investigadores de la Escuela de Ingeniería y Ciencias Aplicadas John A. Paulson de Harvard descubrieron que un “Peine de frecuencia” infrarroja en un láser de cascada cuántica podría ofrecer una nueva forma de generar ondas terahercianas. Ahora, estos mismos científicos han descubierto un nuevo fenómeno de los “Peines de frecuencia láser” que permitiría que estos dispositivos actúen como transmisores o receptores integrados que puedan codificar información de manera eficiente.

“Este trabajo representa un cambio de paradigma completo en la forma que se puede operar un láser”, dijo Federico Capasso, profesor de Física Aplicada  del Rober L. Wallace y autor senior del estudio. “Este nuevo fenómeno transforma un láser (un dispositivos que funciona en frecuencias ópticas) en un modulador avanzado a frecuencias de microondas, lo que tiene una importancia tecnológica fundamental para el uso eficiente del ancho de banda en los sistemas de comunicación”.

Los peines de frecuencia óptica son herramientas de alta precisión para medir y detectar frecuencias de luz. A diferencia de los láseres convencionales, que emiten una única frecuencia, estos láseres emiten múltiples frecuencias simultáneamente y espaciadas uniformemente pareciéndose a los dientes de un peine, de ahí su nombre. En la actualidad los peines de frecuencia ópticos, que han sido coronadas con un premio Nobel, se utilizan para todo, desde medir las huellas dactilares de moléculas específicas hasta la detección de exoplanetas.

En esta investigación, en cambio, no estaban interesados en la salida óptica del láser, sino en su interior.

“Estábamos interesados en lo que está sucediendo dentro del láser, en el esqueleto electrónico del láser”, afirmó Marco Picardo, becado postdoctoral en SEAS y autor principal del artículo “Mostramos, por primera vez, que un láser en longitudes de onda ópticas funciona como un dispositivo de microondas”.

Dentro del láser, las diferentes frecuencias de luz se combinan para generar radiación de microondas. Los investigadores descubrieron que la luz dentro de la cavidad del láser hacer que los electrones oscilen en la frecuencia de microondas que están dentro del espectro de comunicaciones. Estas oscilaciones pueden modularse externamente para codificar información en una señal portadora.

“Actualmente, las fuentes de terahercios tienen serias limitaciones debido al ancho de banda limitado”, dijo Capasso. “Este descubrimiento abre un aspecto completamente nuevo de los peines de frecuencia y podría conducir, en el futuro cercano, a una fuente de terahercios para comunicaciones inalámbricas”.

El estudio fue publicado en la revista científica Optica el mes Abril de este año.

Créditos de Portada: Ilustración cortesía de Jared Sisler / Harvard University

La inteligencia se hereda de la madre y te decimos por qué

¡La ciencia lo demuestra!
Foto: Pexels
Foto: Pexels

El coeficiente intelectual es motivo de diversos estudios, pues entorno a la inteligencia han surgido una serie de análisis para comprobar de dónde viene y porque algunas personas tienen el intelecto más elevado, por tal motivo, se ha demostrado que la genética juega un importante para pues es la responsable del 50 al 80 por ciento de las capacidades intelectuales de la persona, pero lo que más llama la atención es que la inteligencia se hereda de la mamá.

Así como lo leíste, pues resulta que el gen de la inteligencia radica en el cromosoma X, según lo dio a conocer Robert Lehrke, científico estadunidense, entonces recordemos que la mamá aporta el cromosoma X pero al ser mujer posee dos (XX) entonces eso le da mayor probabilidad de transmitir la inteligencia a sus hijos, desde el punto genético.

Foto: Pexels

¿Cómo determinaron eso?

Los científicos realizaron algunas pruebas con ratones en donde les pusieron una dosis de genes maternos y otros con genes paternos, entonces el primer grupo de genes maternos nacieron con el cerebro más grande y cuerpo pequeño, mientras que los otros resultó todo lo contrario, cerebro pequeño y cuerpo grande.

De esta manera, los especialistas descubrieron que el cerebro tiene zonas tanto paternas como maternas, pero la diferencia radicó en el lugar en donde se acumularon, es decir, las paternas se alojaron en la zona que tiene que ver con la supervivencia, la alimentación y el sexo; y las maternas en áreas que tiene que ver con el pensamiento, la planificación, el lenguaje y la inteligencia.

Por lo tanto, este estudio demostró que las madres son las responsables por genética, de transmitir  las células de la inteligencia, pero es importante añadir que pese a que la inteligencia se hereda, solo es un cierto porcentaje, pues hay otros factores que pueden ayudar al niño o niña a desarrollar al máximo su coeficiente intelectual.

De ahí que muchas ocasiones los hijos de padres con un intelecto muy desarrollado no demuestren tanto su inteligencia.

Cabe señalar que el secuenciar el genoma humano fue uno de los avances científicos más importantes pues se encontró que más de 500 genes están relacionados con la inteligencia de las personas, esto como parte del análisis del ADN de más de 24 mil personas registradas en Reino Unido.

Los científicos asociaron estos genes con 187 tipos de habilidades del pensamiento humano. Al realizar pruebas de coeficiente intelectual y habilidades cognitivas en personas que según su genética estaban o no predispuestas a tener un intelecto brillante.

De igual manera encontraron que existen otros factores que ayudan a las personas a desarrollar y conservar su inteligencia y son:

-Estimulación. Desde que se está en el vientre, los especialistas sugieren que es un buen momento para comenzar a estimular al bebé para que comience a desarrollar ciertas habilidades cognitivas.

DataFutures Edificios que se autorreparan, hormigón traslúcido… Llegan los materiales 4.0

Están surgiendo nuevos materiales que pronto dejarán obsoletos a los tradicionales. La difusión de los datos sobre su desarrollo está siendo clave para su avance

Los materiales influyen en cada aspecto de la vida del ser humano y su entorno. Los avances científicos y tecnológicos de los últimos años están dando lugar a toda una revolución en el desarrollo de materiales. Fibras resistentes producidas por gusanos de seda alimentados con grafeno, hormigón traslúcido, ladrillos autorreparables gracias a bacterias durmientes que reconstruyen la estructura tras una grieta… Las posibilidades no dejan de crecer.

Hasta ahora, los datos sobre la procedencia, composición e impacto de los materiales y su uso han sido de difícil acceso para el ciudadano de a pie. La velocidad de la revolución de los nuevos materiales exige cambiar esta dinámica. Eso opina Liz Corbin, la protagonista de esta nueva entrega de la serie de vídeos #DataFutures. El objetivo de esta investigadora doctoral en el Institute of Making en la University College of London (UCL), especialista en diseño participativo y abierto, cultura de los materiales y fabricación redistribuida, es crear una comunidad que comparta recetas de nuevos materiales basadas en recursos naturales abundantes y locales.

Gusanos de seda alimentados con grafeno.
Gusanos de seda alimentados con grafeno.

Por ejemplo, se está explorando un material que se utiliza en reemplazo de los filamentos de plásticos empleados para la impresión 3D y que se obtiene de las conchas del mejillón, recuperado de los desechos de los restaurantes. Ese es un ejemplo de lo que se está cociendo en centros de materiales como el Masterfad de Barcelona, en el que colaboran científicos de materiales, ingenieros, arquitectos, biólogos, físicos, y arqueólogos. Os adelantamos algunos ejemplos más.

  • Fibra de gusanos que comen grafeno

La comunidad internacional de materiales está haciendo un increíble e inspirador trabajo. Desde gusanos de seda alimentados con grafeno cosechados en China para lograr una fibra altamente resistente hasta huesos impresos con tecnologías 3D. Corbin tuvo un accidente hace varios años y ahora una sección de su brazo es de titanio. Puede que algún día sea una reliquia, ya que algunos hospitales están experimentando con andamiaje de vidrio bioactivo, un material impreso en 3D con base de calcio que es impreso en una compleja geometría para que simule el hueso humano. Cuando se implanta en el cuerpo, el hueso lo confunde con alimento y, a medida que lo va comiendo, va creciendo en su lugar hueso nuevo.

  • Hormigón traslúcido
  • Existen también poderosas innovaciones que transforman materiales ya conocidos. Tal es el caso del hormigón traslúcido, que surge de la combinación del hormigón con la fibra óptica. Este nuevo material podría inspirar una gama nueva de construcciones que se adapten a las necesidades urbanas del futuro. Esta experta imagina que la creciente urbanización de la población mundial podría exigir que algunas personas tengan que vivir en entornos subterráneos, que gracias al hormigón traslúcido podrían disfrutar de luz natural. Estas nuevas combinaciones de materiales permitirán construir el espacio urbano del futuro, desde edificios subterráneos hasta autopistas con paneles solares
  • Ciudades autorreparables

Otra innovación que surge al combinar los datos, los nuevos materiales y la biología sintética es el hormigòn que se repara a sí mismo. Se trata de un hormigón estándar que se impregna con una bacteria microscópica, que ha sido sintéticamente diseñada, y está inspirada en un microorganismo que se encuentra en la cima de los volcanes. Es una bacteria que se despierta en contacto con el agua, se alimenta de compuestos disponibles en el entorno y excreta una sustancia capaz de pegar las grietas en edificios y puentes.

  • La democratización y trazabilidad gracias a blockchain

Abunda la información sobre los aspectos técnicos de los materiales, pero tenemos muy pocos datos sobre su impacto social, económico y ambiental desde su creación hasta que se descartan como basura. El uso del blockchain permitiría implementar un nuevo sistema de custodia que haga transparente y accesible la información sobre el ciclo de los materiales. Una mayor transparencia en el ciclo de vida de los materiales arrojaría luz sobre las consecuencias de su desarrollo y uso en el mundo. También empoderaría a los ciudadanos para que ejerzan una presión que incentive a las grandes empresas y a los políticos a generar una economía más equitativa, responsable y justa en el futuro.

  • Un futuro que mola…

Para Corbin, un futuro que mola en la intersección entre los datos y los materiales es uno en el que los ciudadanos tienen acceso a datos abiertos sobre los materiales y son capaces de diseñar y producir sus propias innovaciones. Así, la gente podría liderar una revolución de materiales desde su propia casa y atendiendo a necesidades locales.

Científicos crean sistema de robots para generar mini órganos humanos

Científicos de la Universidad de Washington han dado un paso más allá en la producción automatizada de mini órganos humanos a partir de células madre.

Hasta el día de hoy la forma en que este procedimiento se llevaba a cabo era cultivarlas como láminas planas y bidimensionales, pero en los últimos años, el cultivo de células madre se lleva adelante en estructuras tridimensionales más complejas llamadas mini-órganos u organoides. Según los autores del estudio, liderados por Benjamin Freedman, la capacidad de producir organoides en masa es la aplicación potencial más interesante de la nueva tecnología robótica.

Resultado de imagen de Científicos crean sistema de robots para generar mini órganos humanos

Los investigadores utilizaron un sistema robótico para automatizar el procedimiento de cultivar células madre en organoides.Para lograrlo los robots vierten las células madres en hasta 384 receptáculos, pudiendo cada uno de ellos contener hasta 10 organoides. En 21 días el proceso se culmina y los organoides están completamente desarrollados.

“Esta es una nueva arma secreta en nuestra lucha contra la enfermedad – señala Freedman. Habitualmente, establecer un experimento de esta magnitud llevaría a un investigador todo el día, mientras que el robot puede hacerlo en 20 minutos. Además de eso, el robot no se cansa, ni comete errores. No hay duda: para tareas tediosas y repetitivas como esta, los robots hacen un mejor trabajo que los humanos”.

Estos mini órganos permiten un estudio más acabado de diversas enfermedades y de la acción de los fármacos sobre los mismos.

Científicos utilizan microplacas para crear una red neuronal y estudiar su comportamiento

Todos hemos escuchado alguna vez que el cerebro humano es como un ordenador complejo, que cuenta con un universo de posibilidades que no estamos listos para explotar. En esta estructura, formada por billones de conexiones entre millones de neuronas, la comprensión de su funcionamiento resulta a veces complicado, por lo que los investigadores normalmente utilizan modelos simplificados a fin de estudiar pequeñas piezas de este complejo rompecabezas.

Eso es precisamente lo que han hecho los investigadores del Instituto de Ciencias Industriales de la Universidad de Tokio, quienes han creado un método para estudiar el comportamiento neuronal a partir de placas microscópicas. En concreto, los científicos utilizaron dichas placas para conectar las neuronas célula por célula.

Científicos identifican el neurotransmisor que ayuda a inhibir los pensamientos no deseados

Hasta ahora, el uso de cultivos in vitro para investigar el cerebro humano era lo más común, y consistía en recopilar neuronas y hacerlas crecer en un recipiente o plato. A pesar de que estos cultivos son manipulables a nivel químico o eléctrico, y son indispensables para la investigación neurológica, carecen de ciertos componentes fundamentales. Así lo afirma Shotaro Yoshida, autor principal del estudio, quien reveló:

Los modelos de cultivo in vitro son herramientas esenciales porque se aproximan a redes de neuronas relativamente simples y son controlables experimentalmente (…) Estos modelos han sido fundamentales para el campo durante décadas. El problema es que son muy difíciles de controlar, ya que las neuronas tienden a establecer conexiones al azar entre sí. Si podemos encontrar métodos para sintetizar redes de neuronas de una manera más controlada, es probable que impulse avances importantes en nuestra comprensión del cerebro.

Los investigadores basaron su estudio en los recientes descubrimientos sobre el comportamiento neuronal, donde se ha afirmado que las formas geométricas permiten guiar a las neuronas, ordenándoles dónde y cómo deben crecer. Por ello, el equipo de investigadores utilizó un material sintético adhesivo para crear una placa microscópica.

Esta placa es circular, y de ella sobresale un rectángulo. En este sentido, descubrieron que esta forma permite inducir el comportamiento neuronal de una manera específica: cuando es colocado sobre la microplaca, el cuerpo celular de una neurona se asienta en el círculo, mientras que las dendritas y el axón crecen a lo largo del rectángulo.

Yoshida afirma que lo que buscaban con este método era tener el control sobre la forma en que las neuronas se conectaban. Por ello, diseñaron las microplacas para que se movieran, de manera que al ser empujadas, era posible mover físicamente dos neuronas una al lado de la otra.

La NASA celebra los 28 años del telescopio Hubble con esta foto

A través de una técnica que permite visualizar las partes de una sinapsis (estructuras que permiten que los mensajeros químicos viajen de una neurona a la siguiente), el equipo de investigadores descubrió que las neuronas en las microplacas sí pudieron comunicarse entre sí. Más allá de ello, los cuando una neurona era iluminada con iones eléctricos, su compañera se iluminaba al mismo tiempo.

A pesar de que los investigadores desean ampliar esta investigación para mejorar el método, los resultados que han presentado suponen un importante avance con respecto al uso de microplacas para la investigación de la estructura neuronal y el comportamiento de las neuronas.

Científicos usan terapias genéticas en perros para rejuvenecerlos

 (horizontal-x3)
La terapia genética aplicada por Church pretende inhibir a los genes que controlan aspectos relacionados con la edad (EFE).

Durante siglos el hombre ha buscado un sinfín de métodos que puedan ayudarlo a tener una vida larga, plena y saludable, inclusive a grados inimaginables o inalcanzables como el hecho de pensar de no envejecer, y aunque esto pueda sonar un disparate, gracias al uso de terapias genéticas esto podría ser posible en un futuro.

El experto en biología sintética de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, George Church, creo una ‘startup’ denominada Rejuvenate Bio que buscará rejuvenecer perros mediante el uso de la genética.

Según dio a conocer Church, hasta el momento la compañía ha llevado a cabo pruebas exitosas con perros Beagle.

Esta terapia sirve para modificar su ADN actuando sobre los genes relacionados con la edad. Básicamente, con su terapia, se inhibe o se promueve la expresión de ciertos genes que podrían controlar diversos aspectos relacionados con la vejez.

La compañía, que ha hecho todo lo posible para mantener sus actividades fuera del alcance de los medios de comunicación, podría utilizar este tipo de terapias genéticas a través de la inserción de instrucciones de ADN en un virus, que las implanta en las células de animales.

Aun cuando los experimentos solo se están aplicando por ahora en animales, el científico adelantó que piensa ocupar por sí mismo esta técnica para ser de los primeros voluntarios cuando la iniciativa comience a experimentarse en seres humanos, según información publicada en MIT Technology Review.

Es tan avanzado el tema que se sabe que en meses pasados la propia compañía ganó un financiamiento del gobierno que busque mejorar las condiciones de perros militares, al tiempo que Harvard busca una patente más amplia en el ámbito genético para el control de edad de especies incluyendo vacunos, porcinos, equinos, gatos, perros y ratas.

George Church es famoso por querer resucitar gracias a ciertos avances genéticos tecnológicos al mamut lanudo o a los neandertales. Su objetivo con la terapia génica es claro, y de acuerdo a sus palabras, la idea de este sistema es la de “tener el cuerpo de alguien de 22 años, pero la mente y experiencia de alguien de 130 años”.