Últimos avances en el uso de recursos naturales extraterrestres por astronautas

Enviar de forma segura a exploradores humanos a Marte y traerlos de vuelta será todo un reto. Aún no sabemos qué descubrimientos harán los astronautas en el suelo marciano que revelen nueva información sobre este fascinante mundo y sobre nuestro sistema solar, pero una cosa es segura: Marte contiene recursos esenciales que pueden sostener la presencia humana allí. Recoger esos recursos será decisivo para establecer bases permanentes en el Planeta Rojo.

 

Con miras a ese aprovechamiento de los recursos de Marte y de otros escenarios de bases permanentes futuras fuera de la Tierra, como por ejemplo la Luna, la NASA está invirtiendo en tecnologías ISRU (por las siglas en inglés de In-Situ Resource Utilization, o Utilización de Recursos In Situ), es decir, la habilidad de encontrar y usar recursos naturales más allá de la Tierra. Esto incluye extraer, refinar y almacenar consumibles como aire respirable o agua potable, y hasta utilizarlos para cultivar comida. Con las ISRU, los futuros astronautas podrían incluso elaborar combustible de cohetes y obtener las materias primas con las que fabricar piezas mediante impresión 3D, así como edificar estructuras hechas a base de minerales obtenidos de manera local.

 

Con los sistemas de propulsión actuales, los humanos que viajen a Marte necesitarán más de seis meses para llegar allí. Debido a la órbita de los planetas alrededor del Sol, los astronautas tendrán que dejar Marte transcurridos 30 días o permanecer en el planeta durante más de 500, hasta la siguiente ventana de lanzamiento. La habilidad de obtener recursos marcianos podría reducir mucho el coste de ambos tipos de misión. La NASA realizará pronto experimentos de tecnologías ISRU que podrían ayudar a superar este reto.

En agosto, la NASA anunció un conjunto de instrumentos que viajará a Marte en la misión que la agencia planea para 2020. Uno de estos instrumentos, el Mars Oxygen ISRU Experiment (MOXIE), sobre el cual ya escribimos un artículo (http://noticiasdelaciencia.com/not/11089/), convertirá dióxido de carbono recogido de la atmósfera marciana en oxígeno. El sistema MOXIE, una vez demostrado en Marte, podría ser reproducido a mayor escala para misiones humanas futuras, como una forma de recargar su sistema de soporte vital. Se podría incluso utilizar una parte del oxígeno para alimentar a un vehículo de ascenso, que abandonaría la superficie marciana e iniciaría el viaje a casa. La capacidad de producir oxígeno sobre Marte permitiría reducir la cantidad de carga que será necesario enviar allí con antelación a las misiones tripuladas, o la que se enviará en las naves tripuladas, lo que podría también reducir de forma notable los costes de tales misiones.

 

El aprovechamiento de los recursos naturales en los astros visitados no se limita a Marte, sin embargo. La futura misión de la sonda espacial Resource Prospector, de la NASA, incluye un aterrizaje en el polo sur de la Luna y la liberación de un todoterreno robótico que portará una batería de instrumentos para encontrar, caracterizar y mapear hielo y otras sustancias en áreas sumidas en la sombra de forma casi permanente. El concepto incluye múltiples instrumentos científicos que ayudarán a identificar sustancias volátiles en el suelo lunar, tales como hidrógeno y hielo de agua. Un horno a bordo separará los recursos naturales de las muestras extraídas del suelo. En el futuro, el agua y el oxígeno extraídos del suelo lunar a través de métodos probados por esta plataforma experimental, conocida como RESOLVE, podrían ser empleados para el soporte vital. Dos sondas recientes de la NASA alrededor de la Luna encontraron que sus cráteres son asimismo ricos en metano e hidrógeno, unos gases útiles como combustible. La plataforma RESOLVE también identificará minerales importantes, como el hierro, que podrían convertirse en recursos lunares cruciales para obras de construcción en nuestro satélite natural.

 

Anuncios

Acerca de eleansar

Me gusta escribir mucho, me la paso creando nuevas historias, no me gusta el calor y adoro los dias lluviosos y frós. Me quisiera ir a vivir a un pueblecito de los Pirineos y espero algun dia hacerlo

Publicado el 3 diciembre, 2014 en Universo, Viajes Espaciales. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: